Una vez más, México es el país más peligroso para los periodistas a nivel mundial. El país se posicionó por encima de naciones como Ucrania, que se encuentra en guerra con Rusia. 

Por cuarta ocasión consecutiva, México vuelve a ocupar el primer lugar de la lista de países más peligrosos para los profesionales del periodismo

Así lo reportó la organización Reporteros Sin Fronteras (RSF), cuyo informe ha contabilizado el asesinato de 11 periodistas en lo que va de 2022. Es decir, 4 personas más que en 2021.

De acuerdo con DW, en la mayoría de los casos, las víctimas fueron ultimadas mientras se encontraban en medio de investigaciones relacionadas con grupos criminales. O relacionadas con la venta y distribución de drogas. 

Reporteros Sin Fronteras señaló que tan sólo hace dos años, las cifras habían disminuido considerablemente. 

Sin embargo, en el periodo del 1 de enero al 1 de diciembre de 2022, se registró un 20 por ciento más de periodistas asesinados.

En entrevista con el medio, Christopher Resch, miembro de RSF, señaló que el crimen organizado ha llegado a los más altos niveles políticos de México. Una combinación “mortal” para los encargados de buscar y dar a conocer la noticia a la población. 

“Muchos periodistas locales pagan con la vida su compromiso por la libertad de prensa”, dijo Resch sobre México, a diferencia de otros países como Ucrania. Donde los comunicadores son extranjeros y viajan al país para realizar la cobertura de la guerra. 

A pesar de que RSF trabaja de la mano con otras organizaciones para velar por la seguridad de los periodistas, ni las recomendaciones ni las medidas tomadas por los gobiernos locales han contribuido a solucionar el problema.

Únicamente en enero, se reportó el asesinato de tres hombres y una mujer en el país. 

Después de México, Ucrabia es el país más peligroso para los periodistas

A nivel global, el segundo país más peligroso para los periodistas es Ucrania con ocho víctimas desde el inicio de la invasión hasta el momento. Le siguen Haití con 6; Siria, Yemen y Brasil con 3 cada uno. 

Además, de acuerdo con el informe, en 2022 fueron asesinadas siete periodistas mujeres. Lo que representa más del 12 por ciento de las víctimas totales. 

Hasta el 1 de diciembre de 2022, se contabilizaron 533 periodistas detenidos, de los cuales, 78 por ciento fueron mujeres.

Entre los países con mayor número de periodistas detenidos hasta el 1 de diciembre de este año, están: China con 110; Birmania con 62; Irán con 47; Vietnam con 39 y Bielorrusia con 31. 

Por otro lado, las naciones con más detención de reporteras fueron China e Irán, acumulando un cuarto del total.

Esto habla de la represión dirigida explícitamente hacia las mujeres. “Donde se juega directamente con su fragilidad y su vulnerabilidad. Algo que se hace conscientemente, con el fin de propagar el horror y el miedo a la represión”, dijo Christopher Resch para DW.