La Fiscalía General del Estado de Puebla sustentó que en dos secuestros, presuntamente participó un hombre señalado de ser un presunto secuestrador de Monterrey, Nuevo León, al ser originario de ese punto del país.

El primer hecho por el que fue aprehendido Armando N. y/o Erick Genaro N., deriva de los delitos de delincuencia organizada y de privación ilegal de la libertad en agravio de un ciudadano en el año 2009.

Por otra parte, en 2007 en la zona de Xicotepec, dos ciudadanos fueron privados de la libertad y de la vida, la Fiscalía General del Estado de Puebla identificó como probable responsable a Armando N. y/o Erick Genaro N.  a quien ya estando en reclusión, le cumplió la segunda orden de aprehensión por privación ilegal de la libertad en su modalidad de secuestro y homicidio doloso.

Ambos resultados son con motivo de las acciones legales para concluir en su totalidad los casos del Sistema Tradicional por parte de la FGE.

Atrapan a familia dedicada al secuestro

En el tema de secuestros, FGE obtuvo la vinculación a proceso de padre, madre e hijo, por ser presuntos secuestradores en Puebla de dos hombres y una mujer en el municipio de San Salvador El Seco.

El 28 de julio del año en curso, dos hombres fumigaban sus terrenos en la junta auxiliar de Santa María Coatepec, cuando personas armadas les exigieron dinero, les sometieron y los subieron a la cajuela de una camioneta de las víctimas.

A uno de los afectados lo llevaron a su domicilio, en donde también privaron de la libertad a su esposa y le exigieron información sobre dónde tenían dinero guardado. Al otro ciudadano, lo trasladaron en una motocicleta a casa de unos familiares de la tercera edad para que sacara efectivo bajo amenaza de dañarlos si no lo hacía.

Familiares de una de las víctimas solicitaron apoyo de las autoridades de la región que rastrearon la camioneta de los afectados y, al hallarla, detuvieron también en flagrancia delictiva a José Alejandro N., María Nely N. y Alex N., siendo padre, madre e hijo respectivamente, quienes serían los secuestradores.

Los elementos policiales además pusieron a disposición el Agente del Ministerio Público, una escopeta, un vehículo rojo y la camioneta de las víctimas.

La fiscalía presentó datos probatorios en contra de las tres personas y obtuvo su vinculación a proceso por el delito de secuestro, con la determinación de la autoridad judicial, de establecer prisión preventiva como medida cautelar durante el tiempo de investigación complementaria de seis meses.