Más de 300 habitantes de Quecholac tomaron las intalaciones del Relleno Sanitario Intermunicipal y bloquearon el paso a los camiones recolectores que llevan a depositar los residuos sólidos, varios municipios se quedarán con sus desechos hasta llegar aún acuerdo.

Pobladores y campesinos, acusan que el Relleno Sanitario está acargo de una empresa particular, pero el mal manejo de los residuos está provocando enfermedades, contaminación a mantos acuiferos y daños a cultivos de hortalizas, además de una amenaza considerable al medio ambiente.

La queja es que sólo cuatro municipios tenían autorización para verter sus desechos como son : Quecholac, Palmar de Bravo, Tecamachalco y General Felipe Ángeles.

Actualmente la empresa recibe camiones cargados con varias toneladas de basura de más de 30 municipios, aseguran que los fines de semana de manera clandestina llegan camiones del estado de Oaxaca y otros lugares.

Según pobladores la empresa que administra el Relleno Sanitario amplió el servicio a Tecamachalco, Acatzingo, Cuapiaxtla de Madero, Tochtepec, Palmar de Bravo, Huixcolotla, Yehualtepec, Tlacotepec, Amozoc, General Felipe Ángeles, Tepeaca, El Seco, Tehuacán, Tlachichuca entre otros.

Quejas sobre el servicio en el Relleno Sanitario de Quecholac

Denuncian que el camino por donde entran los camiones recolectores de todos los municipios, inicia a cinco calles de la cabecera municipal de Quecholac, sobre la carretera que conduce a la población de Palmarito Tochapan.

Se quejan que al paso de los camiones, van derramando líquidos contaminantes y peligrosos para los habitantes sobre el camino de terracería que se encuentra en pésimas condiciones.

Al paso de los vehículos provoca que se levante el polvo contaminado de residuos tiran los camiones y éste caé sobre sembradíos de cultivos de hortalizas. Aseguran que los olores fetidos provocados por las toneladas de basura almacenados llegan hasta la población.

También el problema empeoró desde que la empresa autorizó a la Central de Abasto de Huixcolotla depositar sus desechos.

De acuerdo con autoridades del medio ambiente. Los desechos al degradarse forman un líquido contaminante, de color negro y desprende un olor penetrante llamado (lixiviado), el cual es totalmente nocivo, tóxico y hasta cancerígeno. Capaz de contaminar los suelos y aguas superficiales y subterráneas (acuiferos), además del daño ambiental irreversible.

LA VILLA
Augusto Simón V.

Augusto Simón V.

Reportero desde hace 12 años, con cobertura para diferentes medios de comunicación en la zona de El Triángulo Rojo, principalmente nota roja, politica y denuncias ciudadanas.