Tras el trascendido de que el exalcalde de Puebla, Marco Antonio Rojas Flores, había fallecido, su nieto José Abraham Rojas desmintió la versión, sin embargo, el exfuncionario continúa delicado de salud.  

Desde el pasado 18 de agosto, la familia del expresidente municipal de Puebla pidió donadores de sangre debido a que se encontraba internado en el hospital Beneficencia Española.  

Aún se desconocen las causas que llevaron a su familia a solicitar donadores de sangre tipo -A u -O.  

“Buen día. Pido su apoyo por favor para conseguir donantes de sangre para mi abuelo. Agradeceré RT. Datos en la imagen”, se leyó en publicaciones.  

Si bien trascendió que la muerte del exalcalde ocurrió este domingo, el Partido Revolucionario Institucional (PRI), instituto con el que fue edil de la capital poblana de 1990 a 1993, no se pronunció.

Además, los rumores de la muerte del político se dieron a pocos días del fallecimiento de su esposa, Silvia Real Motte, cuyo deceso ocurrió el pasado 1 de junio, pero luego de los trascendidos, en redes sociales y medios de comunicación sobre el fallecimiento del político, su nieto, José Abraham Rojas, ha colocado mensajes para desmentir la versión.  

Tras haber estado en el hospital, incluso el político ya se encontraría en su casa bajo los cuidados correspondientes, lo que indicaría una mejora en su salud.  

“Le comento que el Lic. Marco Antonio Rojas Flores está delicado de salud pero en su casa y en compañía de su familia”, se lee en Twitter.  

Rojas Flores fue también titular de las secretarías de Gobernación, Finanzas y Educación locales, así como de Comunicaciones y Transporte en el sexenio del priista Melquiades Morales Flores.  

Rojas Flores, quien es originario de Tecali de Herrera, fue diputado y dirigente del PRI a nivel local e incluso buscó ser candidato a la gubernatura. 

Paola Macuitl Gallardo

Estudiante de Lingüística y Literatura Hispánica por la BUAP. Reportera desde 2019, ha cubierto la fuente de cultura y gobierno en Info Quórum y Ángulo 7.